¡Líderes!

1 C.D. Aluvión: David Marín, Adrián Martínez, César Barbero, Carlos Sola, Igor Rodríguez, Mario Falcón (Marcos Dutor, min.76), Fernando Medrano (Álex Medrano, min.60), Aitor Berges (Kike Sancho, min.70), Isra Martínez, Adrián Marticorena (Diego Villafranca, min 55) y Tomás Laborda.

0 C.D. Azkoyen: Dani, Garri, Olcoz, Katy, Joseba, Llorente (Balduz, min.60), Carlos, Pablo, Boleas (Pablo II, min.80), Ezpeleta, y Andoni (Mikel, min.45)

Árbitro: Jose Antonio Berrozpe, asistido por Jose Angel Torrecilla y Jose Angel Ordoñez. Amonestó con tarjeta amarilla a Katy, Dani y Balduz en dos ocasiones, por parte del cuadro visitante.

Goles: 1-0 Minuto 87′. Diego Villafranca engaña al cancerbero visitante en el lanzamiento de un Penalty cometido sobre Kike Sancho.

Incidencias: Tarde soleada y buena asistencia de público, cerca de 200 espectadores en el Malón de Echaide.

La Crónica:

Con este grito de un aficionado (acompañado pertinentemente por una sonrisa y un levantamiento de brazos) se cerró el encuentro de este Domingo en el Malón de Echaide. Un encuentro que, dicho sea de paso, distó mucho de ser brillante, pero que pese a ello encumbra al conjunto de Arkaitz Lantada en lo más alto de la tabla con 10 puntos de 12 posibles.

Un encuentro que se inició con buen juego por parte del equipo Local, que con cambios en el once inicial respecto a jornadas anteriores, consiguió combinar magistralmente en el centro del campo, imponiendo su fútbol coral durante media hora aproximadamente. En ese tiempo los aficionados (casi 200, gran entrada la de ayer en el Malón de Echaide) pudieron disfrutar de varias ocasiones gualdinegras, destacando un paradón de Dani a disparo de Aitor Berges desde la frontal y un gol anulado por dudoso fuera de juego a Tomás Laborda (poco protestado por los locales, por cierto)

A partir de ahí el partido se fue abriendo; el dominio local se disipó dando paso a varios acercamientos por parte del Azkoyen que obligaron a David Marín a emplearse a fondo con intervenciones de mérito. Esos fueron quizás los mejores minutos de los de Peralta, comandados por Pablo, un muchacho imberbe  de 17 años y cuerpo de sardina que fue un auténtico dolor de muelas para la defensa cascantina, incapaz de robarle la pelota, incapaz de frenar sus habilidosos slalom.  Pese a todo, y al filo del descanso, fue el CD Aluvión el que dispuso de la ocasión mas clara del encuentro tras un despeje en semifallo de la defensa blanquilla;  Fernando Medrano se plantó delante de Dani y con tiempo para pensar (quizá demasiado) el Turiasonense vio como se le cerraron las persianas y estrelló el cuero contra el cuerpo del meta visitante.

Tras una primera parte muy entretenida y con muchas alternativas y variantes en el juego, nos encontramos con un tedioso segundo tiempo, más propio de la categoría, en el que la dureza y el juego áspero se impuso a las combinaciones cascantinas y a las jugadas mágicas de Pablo. El resultado fue que en 40 minutos solo podemos destacar ciertos acercamientos con peligro del Azkoyen y una clarísima ocasión de Barbero tras una falta botada por Berges. Precisamente a balón parado iba a llegar la ocasión que cambiaría el devenir del encuentro: Corría el minuto 85 y a la salida de un córner una pelota muerta era aprovechada por Álex Medrano para lanzar un derechazo brillantemente repelido por el meta “blanquillo”. A continuación, un barullo dentro del área acabó con Dani zancadilleando a Kike Sancho dentro del área; Penalty y amarilla para el cancerbero. Con Berges ya en los vestuarios, fue Diego Villafranca el encargado de ejecutar la pena máxima que liquidó al Azkoyen. El de Tudela se está mostrando como el jugador más rentable para el líder de la categoría pues ya es el segundo partido que decide tras salir del banquillo tras su postrero tanto la semana pasada ante el Ablitense.

El gol pareció anestesiar al Azkoyen que, ya sin capacidad de reacción, lo intentó sin fe y vio como el Aluvión pudo ampliar su ventaja merced a varios contragolpes. Uno de ellos finalizó con gran estirada de Dani a remate de Álex Medrano. En definitiva tres puntos más para el Aluvión que se coloca líder en solitario de la Primera División Autonómica, dejando la sensación de que sus jugadores todavía pueden ofrecer un rendimiento mayor. La gente en Cascante ya se frota las manos con su equipo, que el Miércoles afrontará un nuevo compromiso (copero esta vez) en Cadreita y que de momento ya va dejando aficionados felices, como éste que iniciaba la crónica.

Alejandro Ayuso.

Los Ases:

Diego Villafranca: En un partido en el que el una vez más destaca la actuación coral del Aluvión por encima de sus individualidades, el Tudelano fue el encargado de decidir el partido (y ya van dos) con un penalty magistralmente transformado. El joven centrocampista lastrado por las lesiones la temporada pasada se está destapando como una de las mejores incorporaciones a la plantilla, ya que su aportación esta siendo decisiva en este inicio de temporada. De momento la afición Cascantina debe ya agradecerle 6 puntos.

 

Diego Villafranca 

Pablo: Todo un descubrimiento para la parroquia del Malón de Echaide, pero una auténtica realidad para los aficionados del Azkoyen y a buen seguro de un puñado de ojeadores Riberos. El menudo futbolista que todavía no tiene edad para conducir un coche sí tuvo valentía y arrestos para conducir las ocasiones más peligrosas de su equipo. Sus mágicas galopadas y sus regates en una baldosa hicieron las delicias del público que acabó aplaudiéndole en más de una ocasión. Un jugador por el que merece la pena entrar al campo.

 

Pablo Azkoyen