Aluvion – Iruña 0-0

 

  • IRUÑA:  San Martín; Arkaitz, Jokin, David Pérez, Recalde; Kixko (Erdozain, min. 66), David Ruiz, Eneko Baquedano; Txiki, Ion Esparza (Macaya, min. 55) y Magaña (Zabalza, min. 80).
  • ALUVIÓN:  Samanes; Andoni, Imanol, Cuartero, Unai; Íñigo Ruiz (David Jiménez, min. 57), Maño; Gracia, Carlos Burgos (Pablo Jiménez, min. 64), Youssef; e Iñaki Antón (Sergio Antón, min. 64).
  • ÁRBITRO: Vila, con Mitxitorena y Arancón. Ha amonestado a los locales David Ruiz, Arkaitz y Magaña; y a los visitantes Íñigo Ruiz, Andoni e Imanol.
  • INCIDENCIAS:  Algo menos de 100 espectadores en un Paternain que presentaba un campo muy rápido.

Ha habido que esperar poco para ver las armas que Iruña y Aluvión han elegido para intentar llevarse el partido de esta mañana.  Los visitantes, para quien cada punto sumado parece un tesoro, han dejado claro desde el principio que a intesidad y agresividad en las acciones no les iba a superar el Iruña. Los locales, por su parte, querían imponerse en el duelo buscando combinaciones entre sus hombres más adelantados.

Si uno u otro hubieran abierto el marcador, sin duda el encuentro habría sido otro, pero el voluntarioso conjunto de Cascante no ha concedido ni un metro ni un rechace a un equipo local que apenas se ha podido imponer con el balón en el primer período. Los de Txiki Acaz no acertaban en sus ofensivas pese a la imprevisibilidad de sus ataques provocada por la rotación de jugadores por diversas posiciones. Allá donde había un verde se encontraba cerca un amarillo que chocaba con fuerza ante el balón.

Se ha empeñado más en tener el balón el Iruña tras el descanso, en parte ayudado por la entrada de Mikel Erdozain al campo. Ha dominado la primera mitad de este período, pero, eso sí, sin apenas inquietar a Luis Samanes, con lo que la espalda de la defensa verde se ha ido convirtiendo cada vez más en el objetivo de los visitantes. Ahí hemos presenciado una bonita batalla de achiques y desmarques de ruptura entre la zaga verde y los hombres más avanzados de los de Cascante. Entre ellos, sólo Youssef parecía capacitado para desequilibrar la línea defensiva con alguna acción individual.

Mientras transcurrían los minutos de esta manera, en una de esas contras visitantes, el Aluvión ha tenido su mejor y única ocasión del partido cuando apenas restaba ya un cuarto de hora para el final. El pase de la muerte de Youssef se lo deja Carlos Burgos a Gracia, pero el remate de este lo saca un defensa cuando quizá iba a gol. El Iruña, por su parte, ha conseguido finalmente poner en apuros a Samanes en un saque de banda cabeceado por Txiki.

Gracia remata, pero el balón choca con una maraña de piernas.

Sin embargo, todavía gozaría el conjunto local de su mejor ocasión para sumar los tres puntos en los minutos de tiempo añadido. Eneko Baquedano se queda solo en su remate de cabeza en el área pequeña, pero su testarazo se estrella en el palo y el posterior rechace lo echa a las nubes David Ruiz.